EPÍSTOLA FUGAZ

Escrito por Bernarda Calvo

Carta a un desconocido

Mi querido…… No sé como empezar, no me va bien esto de mi querido, pues yo no lo quiero, pero tampoco quiere decir que no lo quiera,  quizá  ¡Mi estimado! No, no, yo preferiría que me odien a que me estimen, la estima me es humillante, es como una caridad, el bagazo del cariño ¡Mi recordado¡ ya va tomando forma… Pero es que la verdad no lo recuerdo, quizá podría ser algo así como un olvido intermitentes, algo extraño que me ronda en la cabeza que francamente aún no se discernir. Por otro lado tampoco me hace sentir cómoda la palabra “mi” pues ese “mi” da un sentido de pertenencia irreductible, aunque independiente a algún sentimiento, además se me ocurre que decirle “mi” suena muy desbordado, quizás un poco atrevido de mi parte, claro…. Aunque francamente luego de haber conversado con usted, mirarlo mendigar mi piel, cundido de deseos, endulzando la voz, enmielando la mirada, hasta me dio ternura su lujuria refundida, todo su poder anulado con sus argumentos de títere embelesado. Un rosario de propuestas, ¡altruista disfrazado envenenado de poder “ y de milagros” Terminando la reunión nos levantamos, ¡Oh¡ que educación la suya acompañarme a la puerta, así caminando junto a mí, imaginaria que al momento de despedirme yo le prestaría mi mejilla para que usted me plante su beso, ¡Ah¡ el beso ese tacto perfecto el acople de un sueño, yo los besos me los reservo, no se los doy a usureros de sueños Rauda estiré mi mano, la mano se la doy a cualquiera, a todos a reyes, a farsantes, a mediocres, a lisonjeros , porque yo con esa misma mano me limpio el trasero

BERNARDA CALVO En realidad no soy capaz de hacer una semblanza de mí. ¿Cómo describir lo que hago o porque lo hago? Como decir quién soy si aún no reconozco mi rostro en el espejo, si escribo para habitar por otro mundo. Todo en mi es incendio, impulso. Escapar de todos lados, de todas las personas

Acerca de Aurelio Paredes

Periodista de Profesión (Licenciado en Comunicación Social, graduado en la Universidad de Guayaquil), ecuatoriano de nacimiento, 59 años de edad y 37 años de experiencia. Empezó en 1982 como reportero radial y escaló posiciones hasta llegar a ser Editor de Deportes de Diario El Universo de Guayaquil, considerado el matutino de mayor circulación en Ecuador; Director de Revista Estadio (Deportiva) y Editor de Revista Vistazo (Política y Actualidad); presentador de televisión en varios programas deportivos; columnista de deportes y páginas humorísticas bajo el seudónimo de Delado; y guionista empírico en algunos programas de la televisión ecuatoriana. En la función pública fue Director de Comunicación de la Procuraduría General del Estado y en la empresa privada, Director de la Federación Deportiva Nacional del Ecuador.

Check Also

POBREZA

Escrito por Ramona Martha Rosales Es importante sacar al hombre de la pobreza, pero es …