¿QUÉ ES DE TU VIDA?

ANTES 

Bernarda Calvo Ayala, guayaquileña de  55 años, nacida el 30 de agosto de 1964, fue una modelo, reina de belleza, locutora de radio, reportera y presentadora de televisión que marcó época entre las décadas del 80 al 2000. Su primer contacto con el mundo artístico, lo tuvo a los 16 años, cuando entró al modelaje en el que hizo una larga y exitosa carrera, en el que rompió mitos y prejuicios como por ejemplo el de la barrera de la edad de la mujer para esta actividad. Ella en 2005 con sus 40 años a cuestas fue una de las figuras rutilantes del desfile de modas Guayaquil Fashion Week.  Su éxito es tal que un vídeo de una sesión de modelaje que realizó en 2008 a los 43 años, subido a las redes sociales y al youtube, tiene  3395 vistas.

“Yo entré al modelaje, porque mi mamá tenía un amigo dueño de una productora que se llamaba Organización 5, él necesitaban una modelo y le pidieron a mi mamá que me deje modelar, así que aprendí al andar, a posar en cámara, a caminar. Creo que era algo innato, Para modelar en pasarela no entré a ninguna academia, porque no me gustaba como enseñaban en las escuelas de modelado de aquí. Yo aprendí sola en el espejo de mi cuarto, luego tuve la suerte de modelar con la Miss Universo 1978, la sudafricana Magaret Gardiner, lo cual fue un privilegio”.

Esa belleza física mostrada desde su adolescencia que la llevó al modelaje, la llevó también al mundo de los concursos de reina de belleza, en los que tuvo su cúspide el 29 de mayo de 1984, cuando a los 19 años, en el teatro Nueve de Octubre de Guayaquil, concursó en Miss Ecuador, en el que fue la primera finalista de un certamen ganado por Leonor Gonzembach. “Entrar al concurso fue de lo más divertido, era una chica de 19 años, para mí todo era una fiesta, todo fue muy bonito y hubo mucho compañerismo, nos metíamos a los cuartos de quien habíamos hecho más amistad y nos quedábamos hasta tarde riendo de cualquier cosa, hasta que nos pescaban y nos mandaban a cada una a su cuarto, lo único terrible para mí era la hora de la gimnasia, la detestaba y no colaboraba para nada”

Así, la modelo que impresionaba por su garbo y su imponente presencia con sus 1,72 de estatura, empezó a ser la portada de las principales revistas del país y la imagen de algunas firmas comerciales. «La revista Hogar empezó a llamarme para modelar y trabajé mucho con ellos, después trabajé en un especial con el cantante español Miguel Gallardo haciendo seis videos musicales que  fueron trasmitidos en el show de Bernard”. Luego entró a la radio en la que tuvo programas en las emisoras Romance y Radio Centro.

Su llegada a la televisión se dio algo tarde y por esas cosas de la vida, cuando ella no pensaba en el mundo de las pantallas y estaba concentrada en su carrera radial.  Fue en 2000 cuando a sus 35 años ingresó a Ecuavisa para actuar en la Telenovela Sin Límites que protagonizaban María Teresa Guerrero y Ricardo Briones y que tenía como coprotagonistas a las entonces nacientes figuras de Éricka Vélez, Jennifer Graham, Paola Roldán, Aída Álvarez, Carlos Luis Andrade, Jaime Arellano y Juan Carlos Román. “Allí hice el papel de Margarita, el personaje era de una modelo que se enamoraba de un chico mucho menor a ella, pero no terminé todos mis episodios porque cuando me llamaron para hacer la novela yo advertí que aceptaba el papel, pero que no me iba a besar con nadie, el entonces director aceptó mis reglas. Pero luego desistió y me mando una escena donde me besaba con el chico, entonces deje botada la novela, sin ninguna explicación, simplemente no me aparecí más”, cuenta Bernarda que antes de eso había “coqueteado” en la televisión con apariciones esporádicas como aquella vez que formó parte de un panel en un programa de Mariella Viteri.

Dos años después de su participación en la novela, mientras estaba en radio Centro, nuevamente la llamaron de Ecuavisa para un castin para la nueva revista televisiva matinal que estaba por estrenarse: Está Clarito. “Confieso que la televisión no me atraía para nada, tan es así que cuando me llamó la productora Alexandra Barreto que me conocía por mi carrera de modelo, fui a hacer el casting de mala gana, porque no es que me moría por hacer televisión. Para mí era como una aventura realmente, como una experiencia más, pero nunca fue mi meta, ni lo busqué. Incluso, luego de hacer el castin, yo pensé que lo había hecho pésimo, porque no le puse mayor empeño, pero ¡oh sorpresa! me llamaron inmediatamente y yo creo que justamente fue por qué no le puse empeño, creo que eso era la cosa, que al no ponerle empeño fui súper natural. Incluso no fui vestida apropiadamente para esa prueba. Fui en jean, con una camiseta y botines. Recuerdo que agarré la cartera y fui al casting, sin nada preparado. Ya cuando conversé con el gerente y su ayudante, les dije con desparpajo pero con sencillez que yo vine porque no tenía nada que hacer y ellos me vieron y me dijeron: En seriooooo.”

Así entre el 4 de diciembre de 2002 y el 13 julio de 2005 por dos años y medio fue parte de Esta Clarito, un espacio de variedades dirigido por el periodista José Toledo que remplazó a Complicidades que tuvo 13 años al aire y que contaba con una estructura diferente: pues estaba dividido en dos fases, de 05h45 a 07h00 y de 08h00 a 09h00 que tenía un mayor número de segmentos y ofrecía un bloque de noticias. Allí compartió panel con Úrsula Strenge,  Vanessa Passailaigue, y Rolando Panchana, a los que luego se fueron incorporando talentos como Richard Barker, María Teresa Guerrero, Yuli Vidaurreta, Julio Ayala Serra, entre otros”

“Está Clarito fue una gran experiencia muy linda y muy graciosa. Lindos compañeros, buen programa, grandes anécdotas y recuerdos. Cada día era una aventura nueva, un nuevo chiste, siempre había anécdotas que contar. Ese programa era una revista que marcó mucha diferencia en las revistas televisivas que se hacían esa época. Todo era diferente, desde el horario. Yo salía de mi casa a las 4 de la mañana, prácticamente en pijama que para mí era un calentador y un buzo, porque eso es lo que uso para dormir porque soy friolenta. Me moría de sueño, era casi una locura salir al aire a las 5h45. Cada anchor (ancla de tv) tenía un carácter súper diferente a otro y eso captó la atención del público, al punto que creo que fue el programa de mayor rating en Ecuavisa”

No obstante, frontal como es, Bernarda es muy crítica al analizar el programa. “Pienso que al programa le faltaba entrevistas importantes, más profundas, de mayor contenido, no eran muy sólidas por el contrario, eran poco contundentes y eso me hacía sentir mal con los invitados, pero es que no había tiempo para desarrollar ninguna, porque era una avalancha de gente que quería ser entrevistada entonces a veces no se podía desarrollar bien las propuestas de los invitados. Eran más entrevistas de revista, muy  ligeras, no hay una entrevista que yo te pudiera decir uauuuu ¡que entrevista para importante”. El programa, era una revista supremamente fresca, ligera, con algo de políticas, cosas de la casa, tips de moda de cocina entre otras.”

Luego de un tiempo del programa, Bernarda pasó a hacer reportajes y allí encontró su mundo, allí se sentía bien y contenta con lo que hacía. “Afortunadamente, mis reportajes les gustaron mucho al  público y a los directivos del canal, porque eran reportajes totalmente diferentes, yo creo que marcaron una diferencia, porque eran reportajes que nadie había hecho a mi manera y a mí estilo. Hacer reportajes era lo que más me gustaba, porque tenían más contenido y yo podía explayarme y enseñarle al público arte, literatura, reportajes históricos de Guayaquil y me encantaba porque podía profundizar más. Recuerdo que cierta vez hubo una pequeña confrontación con mi jefe porque él no quería que sacara un reportaje entero del  pintor Enrique Tábara, porque en algún momento, él no se expresó tan bien de Guayasamín  y me lo quisieron vetar. En eso bajó Xavier Alvarado (presidente del canal) y dijo que no, que el reportaje salía completo. Él decía que con mis reportajes aprendía mucho y quería que los reportajes del programa los haga yo. Para mí, eso fue un orgullo”.

Bernarda recuerda muchas anécdotas del programa, como estas dos, que son de tipo totalmente diferente. La una jocosa, la otra conflictiva. “Cierta vez los conductores estábamos matándonos de risa de en un corte comercial y de pronto, nos cogieron  desprevenidos.. En eso Rolando estaba dando una nota luctuosa y yo muerta de risa, por lo que agaché la cabeza para que no me vean reír, pero era tal el movimiento que  movía fuerte los hombros y la gente pensó que yo conocía al señor y que estaba llorando muerta de pena, cuando lo que yo estaba es muerta de risa. Yo tenía ciertos inconvenientes por qué nos ponían a hacer menciones. A mí no me gustaba hacerlo porque a veces tenía que dar menciones de productos que usualmente no usaba. Y yo me negaba a hacerlo. Decía: yo no voy a dar una mención de un producto que no uso, no compro y no compraría nunca porque no me gusta y no le voy a mentir al público. Me decían tienes que hacerlo y yo decía: no lo voy a hacer y no lo hacía”.

Pero como dice la canción: Todo tiene su final y un miércoles 13 de julio, llegó el final televisivo para Bernarda, por desavenencias con el nuevo director del programa Fernando Artieda (+) “Cuando él tomó el  mando me prohibieron hacer reportajes culturales porque decía que el programa perdía rating. Así tuve problemas serios y tuve que salir del canal porque mis problemas con él eran realmente insostenibles”

Tras la salida del canal, Bernarda volvió a la radio y al modelado de pasarella y de fotografía, tratando en lo posible de que la temática de las imágenes sean para resaltar la naturaleza y las bellezas de nuestro país. 

Además empezó a escribir, su especialidad son los cuentos, aunque también hace algo de poesía, e incursionó en la fotografía, así constantemente viajaba al campo a tomar fotos y además realizaba investigaciones costumbristas“Un día cogí una mochila y me fui a pasear por el Ecuador, tomando fotos y tomando notas de mitos y leyendas de este país. Encontré un lugar hermoso en la provincia del Oro, para mí, la provincia más bella que tiene este país. Me instale ahí tres meses, y armé una escuela de modelaje, fue una experiencia única. Ahí estaba todo lo que me apasionaba, el campo, los insectos maravillosos y únicos, la fotografía y el modelaje. Me enamoré de la maravillosa ciudad de Zaruma y su gente. Lugar que a la vez me inspiró a escribir uno de mis cuentos más perturbadores”.

Hace cinco años. En noviembre de 2015, Bernarda tuvo una vuelta al mundo del espectáculo con un acercamiento a las tablas, al trabajar en la obra de teatro La Casa del Que Dirán, obra del dramaturgo José Martínez Queirolo, que dirigió Marcelo Gálvez, que se presentó en Teatro del Ángel y que cuenta la historia de una familia que atacada por las brujas del qué dirán, ve su vida íntima expuesta a la vista de todos. Allí, compartió roles con Mario Silva Calvo, Andres Kronfle, Lizzette Yépez, Jaqquie Veloz, Laura Pedreros, Anyhony Yaguachi, Giordano Taiano, Julio César Pavón, Gianella Parrales, Génesis Espinoza, Glori Vargas, Daniel Viera, Junior Bohorquez, Pilar Romoleroux y Steeven Prieto

AHORA

Bernarda, que por un tiempo escribió reportajes para Diario Extra, hoy se dedica a la familia, a escribir y a leer. “Ahora no hago nada y tampoco quiero hacer nada que me obligue a horarios ni cuentas. Me encanta leer porque es lo que más se acerca al cielo y la tierra, o al alma de otro sentirla en la de uno, es como comer y que el cuerpo se sienta reconfortado. Escribir es también otro viaje al interior de uno mismo».

«Mi vida es mi familia,  tengo tres hijos varones y tres nietos, hijos del único hijo que está casado. El mayor, Leopoldo está terminando su carrera de leyes, que la dejó un buen tiempo por dedicarse a la hacienda de su papá; el segundo, Cesar Eduardo es ingeniero en negocios, y el tercero Ariel, dedicado totalmente a las artes marciales mixtas y al jiu – jitsu, principalmente”.

Además Bernarda está dedicada al reiki, una pseudoterapia​ y práctica espiritual, inventada en 1922 por el budista japonés Mikao Usui., que desde su origen en Japón, ha sido adaptada en varias tradiciones culturales a nivel mundial y que sirve como ayuda terapéutica física y psicológica para dolores, depresión, estrés, que mejora cualquier enfermedad o estado, para aumentar la energía y eliminar el dolor físico y espiritual.

“Me dediqué a aprender reiki y tengo reiki de segundo nivel y en reiki piedras soy master. Es un viaje maravilloso hacia una misma. Soy genéticamente perceptiva, las cosas las veo llegar antes que sucedan, tengo una aguda sensibilidad para presentir y aunque el reiki no tiene nada que ver con lo esotérico, lo aprendí  porque me encanta ayudar a la gente, una amiga me dice hada, porque dice que donde voy dejo algo bueno”

Y así es, porque ella tiene el don se ser buena, hacer el bien y disfrutar de la vida y lo que nos trae.

 

 

 

Acerca de Aurelio Paredes

Periodista de Profesión (Licenciado en Comunicación Social, graduado en la Universidad de Guayaquil), ecuatoriano de nacimiento, 59 años de edad y 37 años de experiencia. Empezó en 1982 como reportero radial y escaló posiciones hasta llegar a ser Editor de Deportes de Diario El Universo de Guayaquil, considerado el matutino de mayor circulación en Ecuador; Director de Revista Estadio (Deportiva) y Editor de Revista Vistazo (Política y Actualidad); presentador de televisión en varios programas deportivos; columnista de deportes y páginas humorísticas bajo el seudónimo de Delado; y guionista empírico en algunos programas de la televisión ecuatoriana. En la función pública fue Director de Comunicación de la Procuraduría General del Estado y en la empresa privada, Director de la Federación Deportiva Nacional del Ecuador.

Check Also

¿QUÉ ES DE TU VIDA?

ANTES Adriana Torres Giraldo, nacida en Cali, Colombia el 18 de agosto de 1977, fue …

Un comentarios

  1. Daniel Palacios pekin palacios

    Yo siempre viviré agradecido con Bernarda y la academia Klasse por haber contribuido en varios desfiles de cabellos al viento para recaudar fondos de FASEC y Club Rotario Tomebamba en Cuenca y machaca gracias Bernarda eres única

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *